¡AH, CARAY!

Las verdes y las maduras


Ezequiel Luna Arias

Lecturas: 1344

Estamos ya en la recta final del año de Hidalgo en Pozolandia, y vaya que está resultando un clásico fin de sexenio gubernamental, pero recargado. La queja de todas las dependencias de gobierno, incluyendo las universidades, es que no tienen la que cubre al borrego, o sea la lana.

Como el truculento mago: nada por aquí, nada por allá. Por estos lares de La Chontalpa ya se está notando la falta de billuyos, como es el caso de la Universidad Popular de la Chontalpa (UPCH), ubicada en Cárdenas, donde el sindicato de personal administrativo tiene días en paro laboral por no haber recibido el "cacaíto" decembrino, donde se incluye el aguinaldo y otras prestaciones. ¿Dónde quedó la bolita?... Acorde a la temporada decembrina donde truena el ziquitraque por doquier, está por empezar la tronadera de los tracaldes que se sirvieron con la cuchara grande en 2017.

Algunas cuentas bajarán al pleno este jueves bien tronadas en comisiones, como es el caso del municipio de Cárdenas. La neta que los sesudos legisladores locales ni siquiera se habrán de meter a fondo en la revisión de las cuentas públicas dado el descaro en que cayeron varios presidenzorros; seguramente nunca se imaginaron que Morena iba a barrer con La Quinta y los mangos; y menos que la Cámara tuviera 21 diputados del lado de la Morenaza. Creen estar viviendo una pesadilla y a lo mejor hasta se pellizcan, para luego cerciorarse que es la realidad. Pregunta la tía Mechita: ¿pagarán las verdes y las maduras? Eso el corrido lo dirá…

El que ya podrá pasar una Navidad y un Año Nuevo sin despeinarse es Carlos Jiménez Hernández, pues hace unos días le fue entregada la Toma de Nota que lo acredita como el mero mero de la petrolépera Sección 26, que incumbe a Cárdenas, de Tabasco y a Las Choapas, de Veracruz.

Pal ardor de sus malquerientes resulta que en la entrega del reconocimiento estuvo como testigo de honor Octavio Romero Oropeza, el tabasqueñisimo director de Pemex, empresa que el nuevo gobierno federal quiere resucitar. No puej.



Columnas anteriores

visitas