ANALISTA

México en ¿Babilonia?


MBA. Ramsés Pech

Lecturas: 692

Babilonia fue una de las ciudades de gran desarrollo mercantil y de cultura, teniendo como referencia a los jardines y la torre de Babel, la cual a según dictamina la historia, fue construida para llegar a la divinidad, pero no se concluyó por la falta de comunicación entre las personas al tener diferentes ideologías y lenguas para comunicarse. En México usamos el término, estar en Babilonia cuando no atendemos o no nos comunicamos.

México está o no en ¿Babilonia?

Esta es una de las respuestas que debemos de contestarnos en estos días de incertidumbre creada en el mundo para poder tener control del poder económico y geográfico.

En México estamos en Babilonia con temas internos de corrupción, elecciones, inseguridad, bullying político e información no necesaria para la toma de decisiones de largo plazo.

Estamos construyendo una torre para llegar a la divinidad a según creemos, para estar como los demás países del mundo; la pregunta para que queremos una torre, si en México cada quien está construyendo la suya propia a según su entendimiento de cómo debería ser. Esto nos está llevando a perder el foco de una nación, la cual debe ser asegurar de largo plazo la estabilidad de los ciudadanos.

Hemos caído en una espiral continua descendente de no avanzar en la construcción de nuestra estabilidad económica, financiera y de negocio del país; continuando en el hecho de priorizar la conceptualización del poder como base fundamental de la comunicación entre la nación y quien debería administrar.

En 2018, el grupo o individuos que ganen la administración de la nación a según la democracia vigente en nuestro país, deberá afrontar tres retos importantes:

* Estabilidad económica de largo plazo en base a aseguramiento energético para el 2050.

* Estructura nueva financiera de la Ley de Ingresos y Presupuesto de Egresos.

* Estabilidad y percepción del país; en el sentido de eliminar los riesgos país, surgidos de las malas percepciones políticas, corrupción y la transparencia del manejo de los recursos de la nación.



Columnas anteriores

visitas